El reconocimiento facial es una técnica que no es nueva, pero si el gigante Facebook, como parece ser, la va a usar para detectar actividades sospechosas, puede que pronto se convierta en una de las tendencias para 2018. Es una técnica ampliamente estudiada y de inmejorable funcionamiento, pero su aceptación a nivel masivo aún no ha ocurrido. Algo que puede cambiar tras las nuevas normas que Facebook ya está aplicando a algunos usuarios y que pronto nos pueden llegar a todos.

 

Facebook impone el reconocimiento facial

La noticia saltaba hace unos días cuando un usuario denunciaba en Twitter que Facebook le “imponía” el reconocimiento facial para continuar con su uso. Poco después era confirmado por la propia red social y por Wired, el famoso medio de comunicación en EE.UU., como pueden ver en este enlace.

 

De esta forma, Facebook puede detener tu actividad en la red social y pedirte que subas una foto tuya de ese momento, para de esta forma confirmar que no eres un bot. Es decir, se sustituyen los tradicionales captchas por esta técnica, que podrá ser aplicada en funciones tan básicas como al abrirte una cuenta o pedir una solicitud de amistad, u otras como hacer un pago de anuncios o crear y editar anuncios. Y no podrás continuar usando la red hasta que procedas, lo cual ha despertado gran polémica.

 

Facebook quiere así luchar contra las actividades sospechosas y evitar funcionamientos ilícitos como los últimos que se están viviendo relacionados con las injerencias rusas en la campaña electoral de EE.UU. y en el Brexit; o incluso el más reciente y cercano durante la crisis catalana. Pero esto es lo que dice Facebook, y a nosotros usuarios no nos queda más que creerlos si queremos seguir en la red de redes y no dejar de ser uno más entre los más de un billón de usuarios que ya tiene.

 

¿Será esta la verdadera intención de Facebook? ¿Habrá detrás de esto un nuevo intento de ampliar su ya megaenorme colección de datos de sus usuarios? No debería ser así, ya que la red asegura que eliminará tu foto de sus servidores una vez realizada la comprobación de seguridad. ¿Nos lo creemos? El debate sobre nuestra privacidad está servido, y en Twitter ya son muchos los comentarios desaprobando esta medida.

Tendencias 2018: reconocimiento facial

 

No es raro que nos asalten las dudas, y es que como dice el último usuario, hay muchas otras formas de luchar contra bots y terroristas. ¿Qué hay de malo con los captchas?

 

El reconocimiento facial como tendencia

Aunque, como decíamos, no es aún una importante tendencia, tendremos que estar atentos a si realmente esta decisión de Facebook supone el empuje final que el reconocimiento facial necesita para implantarse a nivel masivo. Aún así su uso ya está extendido a otros niveles, sobre todo tras el reciente lanzamiento del Iphone X, que vino ligado al Face ID. Este sistema de alta tecnología usa el reconocimiento facial para acciones como desbloquear el móvil o realizar un pago. Su activación es, obviamente, opcional, por lo que tú  decides si usarla o no, al contrario de lo realizado por Facebook.

 

Tendencias 2018: el reconocimiento facialLa maravillosa herramienta Google Photos también hace uso de esta técnica, permitiendo incluso reconocer los rostros de nuestras mascotas. En este enlace podéis ver cómo activarla. Varias plataformas de e-commerce también cuentan con esta tecnología e incluso hay una app que la usa para ayudar a las personas ciegas a saber cuándo una persona está sonriendo.

 

Además, hay muchas plataformas que están trabajando ya en su aplicación, por lo que, a riesgo de equivocarnos, podemos incluir el reconocimiento facial entre las tendencias para 2018. Y es que su uso puede ser muy variado. Se podría implantar como medida de seguridad en los cajeros. O para comprobar nuestra hora de entrada y salida en el trabajo. O para acceder a lugares confidenciales. ¿Qué otros usos se os ocurren? Seguro que vuestra imaginación da para mucho; y, quién sabe, puede que también se generen nuevas oportunidades de negocio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *